La casa del lago de Jenni Kayne

Hoy os traigo un proyecto muy especial de la firma Jenni Kayne: la remodelación de una casa situada en un enclave privilegiado con unas vistas espectaculares a un lago.

pantalan lago jenni kayne

Jenni Kayne es una diseñadora de Los Ángeles que lanzó su propia firma de moda en 2002, cuando solo tenía 19 años. 17 años después la firma cuenta con varias tiendas en California y es abanderada de un estilo de vida relajado y natural con prendas de vestir prácticas, clásicas y atemporales sin renunciar a un toque de elegancia. Este estilo se plasma en su blog Rip & Tan del que soy fan total y que os invito a echar un vistazo.

La vivienda consta de tres plantas y una pequeña casita independiente. En la planta principal de la casa encontramos la zona de estar con un gran ventanal dando al lago.

salon jenni kayne

En esta estancia un sofá blanco con cojines de Jenni Kayne Home se sitúa enfrente de la chimenea, que es la original de ladrillo de la vivienda y que se ha pintado en blanco, al igual que las paredes y techos.

chimenea jenni kayne

Junto al sofá encontramos una butaca y una planta que aportan calidez a la estancia. Para toda la zona de estar se han dispuesto dos alfombras superpuestas: una de fibras naturales de mayor tamaño y sobre ésta otra blanca con un dibujo sencillo de rombos en negro.

salon jenni kayne

La mesa de centro y el aparador son de madera maciza con un acabado rústico. Una escalera, jarrones de barro y algunos libros son los elementos decorativos que completan esta estancia.

Aparador madera jenni kayne

Del estar se pasa al comedor.

salon jenni kayne

De nuevo, un gran ventanal es el protagonista y las sillas en roble y cuerda de algodón, un diseño de Jenni Kayne, se disponen en torno a la mesa de aire más rústico.

comedor jenni kayne

La lámpara de tres brazos de Serge Mouille en blanco aporta un toque más moderno y contemporáneo pero queda perfectamente integrada al haberse escogido el modelo en color blanco.

comedor jenni kayne

Abierta al comedor encontramos la cocina, que es la estancia que más me gusta de esta casa.

jenni kayne comedor cocina

Los muebles están pintados en un tono gris verdoso de Farrow and Ball que me parece ideal, es neutro pero con personalidad.

cocina jenni kayne

Toda la estancia tiene un toque campestre y vintage que se acentúa con la malla de gallinero que se ha empleado en algunos muebles altos, dejando las vajillas a la vista.

cocina mueble malla gallinero

La cocina (fuegos y horno) también tiene ese aire vintage y en esa pared se han dispuesto azulejos para evitar salpicaduras.

cocina jenni kayne

El toque final lo aportan los estantes de madera de gran grosor y acabado rústico y el lavabo con griferías doradas de líneas clásicas.

jenni kayne cocina

En la planta principal también encontramos un dormitorio y un baño. En los dormitorios se ha empleado ropa de cama blanca y detalles en beige como los cojines, mantas y cabeceros de la línea de hogar de la firma. Mesillas en madera y alfombras de fibras naturales hacen que tengan un aire muy natural y cálido.

dormitorio jenni kayne

En los baños predomina el blanco y para las griferías, apliques y demás detalles se ha empleado o el dorado o el negro.

baño jenni kayne

En la planta superior encontramos otros dos dormitorios y dos baños decorados en la misma línea.

En esta planta se ha jugado con las inclinaciones de la cubierta para crear pequeños rincones de relax como este banco corrido con cojines en tonos naturales ideal para un rato de lectura.

banco casa jenni kayne

En el segundo dormitorio de esta planta se han dispuesto dos cabeceros de obra para que las camas queden orientadas hacia la ventana que tiene unas vistas espectaculares.

dormitorio abuhardillado jenni kayne

La planta baja tiene otro dormitorio donde destaca la chimenea también pintada en blanco como la del salón.

dormitorio principal chimenea

En el baño de este dormitorio encontramos una bañera exenta de aire clásico.

bañera exenta jenni kayne

Por último, en esta planta encontramos otra de mis estancias favoritas ya que me ha parecido súper práctica en este tipo de casas de campo: lo que los americanos llaman  «mud room».

mud room jenni kayne

Se trata de un cuarto de entrada a la vivienda desde las escaleras que conducen al lago y está pensado para cambiarse la ropa y los zapatos al salir y entrar de la casa por lo que el perchero con bancada es el elemento fundamental.

entrada casa jenni kayne

Además cuenta con una pila y espacio extra de almacenaje.

Por último, en la casita de invitados independiente se han empleado vigas de madera en bruto para delimitar la cama de la zona de abajo y para las escaleras y pequeño ático donde se ubica la otra cama.

En resumen la vivienda refleja el espíritu de la marca  creando un espacio relajado, natural y sencillo, con aire clásico pero muy estiloso y que invita a la vida slow. 

Recuerda que para más inspiración puedes seguirnos en Instagram o Pinterest.

Photo Credits:

Jenni Kayne

Jenna Cooper